Evento Salsabachata
Salsabachata

Cómo hacer el Cambré perfecto

Aprende todos los consejos para hacer el cambré perfecto

Si se te resiste esta figura te damos los consejos para que te quede bonita y evitar lesiones.

Cambré perfecto

Cambré es un término francés que se usa en danza para nombrar el movimiento en el que flexionamos el torso hacia atrás, arqueando la parte superior de la espalda. En ballet el cambré generalmente se realiza girando la cabeza hacia un lado y elevando el brazo correspondiente a la quinta posición. Sin embargo, nosotros vamos a analizar el cambré para su aplicación en los bailes en pareja.

Hoy en día, sobre todo con la expansión de la bachata sensual, nos vamos a encontrar con numerosos cambrés a lo largo de nuestro baile. Son un recurso que aporta mucha belleza y sensualidad, pero es fundamental ejecutarlo de manera adecuada para evitar lesiones y accidentes.

Según la profundidad que se desee en el cambré, la flexión de la espalda partirá bien de la parte superior, para los cambrés más pequeños, bien de la parte inferior, en los cambrés más amplios o profundos. Cualquier inclinación posterior, desde simplemente echar la cabeza hacia atrás, es un cambré válido y un recurso que embellecerá nuestro baile. Pero ejecutarlo inadecuadamente conlleva sus riesgos.

Debemos garantizar que el movimiento se va a realizar en una postura adecuada en la que la espalda no sufra. Por este motivo, lo ideal es practicar ejercicios pensados para el alargamiento y la flexibilidad de nuestra columna y sumar a nuestra rutina ejercicios destinados al fortalecimiento del abdomen. De esta manera conseguimos ir trabajando de manera gradual, evitando futuras lesiones.

Unos buenos ejercicios para comenzar a trabajar nuestra espalda serían los siguientes:

Ejercicio la cobra

Extensión del tronco o "La Cobra": tumbados boca abajo, apoyamos nuestras manos sobre el suelo (o la esterilla) y levantamos suavemente la cabeza estirando los brazos y empujando el pecho hacia adelante.

El camello: De rodillas, con las piernas separadas a la altura de los hombros, inclinamos la cabeza hacia atrás suavemente mientras empujamos las caderas hacia delante

El camello dificultad baja
El camello dificultad alta

A medida que se va aumentando la capacidad de flexión, podremos apoyar las manos, posando las palmas sobre los talones y juntando los codos detrás de la espalda mientras se eleva el esternón hacia el techo.

Después de realizar estos ejercicios u otros más avanzados, es recomendable adoptar durante unos segundos la posición del niño:

El niño con brazos atrás
El niño con brazos extendidos

De rodillas sobre el suelo (o preferiblemente una colchoneta) nos sentamos sobre nuestros talones de manera que queden los dedos gordos de nuestros pies tocándose y las rodillas separadas el ancho de las caderas. Nos inclinamos hacia delante hasta que nuestra frente toca el suelo extendiendo completamente los brazos hacia el frente. Opcionalmente los brazos se pueden ubicar hacia atrás a ambos lados del cuerpo.

Otros ejercicios que nos ayudarán a mejorar nuestro cambré son los siguientes:

El puente

El puente: tumbados boca arriba, flexionamos las rodillas apoyando completamente las plantas de los pies en el suelo. Con los brazos estirados a lo largo del cuerpo, realizamos una contracción de los glúteos de manera que se produce una elevación de la pelvis hacia el techo. Hay que recordar mantener siempre una contracción en el abdomen para asegurar nuestra estabilidad. Relajamos glúteos y volvemos a repetir la contracción, manteniéndola unos segundos cuando llegamos arriba.

Split de pie







Los splits: son movimientos en los que nuestras piernas están extendidas en direcciones opuestas. Permiten mejorar la flexibilidad y desarrollan la activación muscular coordinada de los abdominales, extensores de la espalda y aductores de la cadera, mejorando el equilibrio y la postura, lo que nos ayudará enormemente en la ejecución del cambré.

Para fortalecer el core existen numerosos ejercicios de contracción de los diferentes músculos de la zona que nos ayudarán a tener una mejor postura y equilibrio, y a evitar dolores y lesiones de espalda. Hay que recordar a la hora de realizarlos, concentrarse en dicha contracción, sin hacer movimientos forzados ni exagerados; nos sirve, mientras ejecutamos los ejercicios, visualizar nuestro ombligo en la intención de tocar nuestra columna. A su vez, los músculos de la zona lumbar estarán con la tensión necesaria para que la espalda se mantenga recta. Te dejamos un vídeo con ejemplos de ejercicios.

Consideraciones a la hora de introducir cambrés durante el baile en pareja

A la hora de realizar un cambré en pareja si el leader o el follower (o ambos) realizan una incorrecta ejecución del mismo, corren riesgo de accidentes o lesiones.

El leader debe tener en cuenta las posibilidades del follower, nunca exigir más allá de lo que su condición física o momento del baile permiten. Debemos tener en cuenta que para la ejecución de un cambré es interesante haber realizado ejercicios de calentamiento, por lo que no debemos lanzarnos desde el principio de un baile a marcar esta figura dado que muy probablemente podremos lesionar a nuestra pareja y con toda seguridad ésta se opondrá a las marcas y no bailará relajada. Además, debemos tener claro que nuestra pareja esté prevenida; no podemos marcar un cambré directamente, sin preparar previamente a nuestro follower. Si no vamos con la música, si somos demasiado bruscos, si no hay suficiente espacio, es imposible que nuestra pareja pueda ejecutar correcta y satisfactoriamente el cambré.

El follower también debe tener en cuenta las capacidades del leader. Debe confiar y dejarse llevar, y ser consciente de no realizar nunca un movimiento que la persona que nos lleva sea incapaz de ejecutar. La dimensión del cambré la marca el leader, por lo que el follower debe atenerse a lo que dicha marca le indica, nunca bajar más allá.

El movimiento ha de ser realizado garantizando una buena postura para evitar accidentes y lesiones

Ambos integrantes deben tener los dos pies completamente apoyados en el suelo, con el peso repartido en ambas piernas por igual. En el caso del leader el peso de su cuerpo nunca debe quedar sobre las puntas, error muy frecuente que implica la pérdida de equilibrio sobre el follower con la consiguiente inestabilidad y riesgo de caída. Las rodillas deben estar ligeramente flexionadas y el follower debe adaptar su flexión a la del leader.

Antes de marcar el cambré se debe realizar una preparación con una contracción del esternón seguida de una relajación de hombros y brazos. A continuación, el follower echa suavemente su cabeza hacia atrás, con los hombros bien alineados, relajando el cuello y proyectando el pecho hacia arriba según va sintiendo la relajación de los brazos y manos del leader sobre su espalda. Si el cambré que nos marcan es profundo, deberemos proyectar la pelvis hacia nuestra pareja.

Se debe tener una adecuada tensión abdominal, para un mayor control del movimiento, que ha de ser suave, controlado , sin lanzarse y teniendo en cuenta que la proyección del cambré por parte del follower ha de ser hacia arriba, no hacia atrás.

Tips cambré perfecto

¡Recuerda!

Tips para chicos

  • Peso repartido entre los dos pies, todo el pie apoyado en el suelo (el peso no debe estar sólo en las puntas).
  • Rodillas ligeramente flexionadas.
  • Contracción del esternón.
  • Relajar brazos, calculando espacio, música y flexibilidad de la chica. Bajo suavemente sin tirarme hacia ella.

Tips para chicas

  • Flexionar rodillas, adaptarse al hombre.
  • Contraer esternón.
  • Las rodillas quedan flexionadas todo el tiempo.
  • Hombros alineados.
  • Para el Cambré pequeño, relajo la cabeza hacia atrás con suavidad (las cervicales no deben quedar pellizcadas) y subo el pecho.
  • Para el Cambré amplio, saco pelvis hacia el chico.
  • Movimiento suave, manteniendo tensión abdominal.

Aquí tenéis un vídeo para poder ver de manera más clara los errores más comunes y cómo debe ejecutarse correctamente un cambré.